Skip to content

Inmaculada Concepción?

diciembre 8, 2008

El día de hoy se celebra, por parte de la Iglesia Católica Romana, la Fiesta de la Inmaculada Concepción. “La inmaculada concepción de quién?,”  preguntarán muchos. De Cristo? Hmmm! Me gustaría que la respuesta fuera sí, pero lástimosamente es lo contrario.

Los católicos romanos celebran el 8 de Diciembre la inmaculada concepción de María, la madre de Cristo. Porqué inmaculada? Esto viene del latín immaculata, que quiere decir sin mancha o sin pecado. Para los romanistas, la virgen María no sólo  fue concebida, sino que además vivió toda su vida sin pecado.

De dónde surgió este dogma católico? La primera vez que leemos algo acerca de la inmaculada concepción de María, ocurre en el siglo XI, cuando Anselmo comenzó a enseñar esta doctrina. Pero la fecha de la festividad fue establecida por el papa Sixtus IV, quien permitió a los fieles a creer lo que quisieran, con el fin de no ser tildado como un hereje.

Casi 400 años más tarde, en 1854, el papa Pío IX en su constitución Ineffabilis Deus, define la Inmaculada Concepción como un dogma de la Iglesia Católica Romana. En la declaración ex-cátedra, el papa Pío IX dijo,

“Nosotros declaramos, pronunciamos y definimos que la doctrina que mantiene que la Bendita Vírgen María, en el primer instante de su concepción, por un privilegio singular y gracia del Dios Omnipotente, en virtud de los méritos de Jesucristo, el Salvador de la humanidad, fue preservada inmaculada de toda mancha de pecado original, ha sido revelado por Dios, y por lo tanto debe ser firme y constantemente creído por todos los fieles.”

Ahora, todo suena muy bonito, pero qué ocurre cuando lo comparamos con la Biblia? Es decir, reconociendo la doctrina de la suficiencia deas Escrituras (2 Timoteo 3: 16-17), cómo podríamos responder a este dogma católico? creo que lo primero que debemos preguntarnos es, de dónde sacan esta conclusión acerca de la concepción inmaculada de María? Bueno,un pilar fundamental es Génesis 3: 15, donde leemos,

“Y pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu simiente y la simiente suya; ésta te herirá en la cabeza, y tú le herirás en el calcañar.”

De acuerdo con los teólogos católicos este pasaje nos habla de una mujer que nunca estaría bajo el dominio de Satanás, y que siempre estará en constante lucha con él. Otro pasaje utilizado para mantener su posición es el de Lucas 1: 28. Además, muchos sostienen que los padres de la iglesia enseñaron acerca de este dogma, y citan a hombres como Ireneo, Justino, Jerónimo, etc.

Pero, están en lo correcto? Bueno, con respecto al pasaje de Génesis, lo que Dios intenta que veamos no es a la mujer, sino a la simiente de la mujer, que sería quien derrotaría al enemigo. El foco principal de Génesis 3: 15 es la simiente, es decir Cristo, no la mujer. Además, como muchos grandes teólogos creo que esta mujer que narra Génesis se está refiriendo a la iglesia, no a María. Porqué? Bueno, veamos un pasaje que nos puede ayudar. En Apocalipsis 12 vemos el siguiente pasaje,

1 Apareció en el cielo una gran señal: una mujer vestida del sol, con la luna debajo de sus pies, y sobre su cabeza una corona de doce estrellas. 2 Y estando encinta, clamaba con dolores de parto, en la angustia del alumbramiento. 3 También apareció otra señal en el cielo: he aquí un gran dragón escarlata, que tenía siete cabezas y diez cuernos, y en sus cabezas siete diademas; 4 y su cola arrastraba la tercera parte de las estrellas del cielo, y las arrojó sobre la tierra. Y el dragón se paró frente a la mujer que estaba para dar a luz, a fin de devorar a su hijo tan pronto como naciese. 5 Y ella dio a luz un hijo varón, que regirá con vara de hierro a todas las naciones; y su hijo fue arrebatado para Dios y para su trono. 6 Y la mujer huyó al desierto, donde tiene lugar preparado por Dios, para que allí la sustenten por mil doscientos sesenta días. 7 Después hubo una gran batalla en el cielo: Miguel y sus ángeles luchaban contra el dragón; y luchaban el dragón y sus ángeles;  8 pero no prevalecieron, ni se halló ya lugar para ellos en el cielo. 9 Y fue lanzado fuera el gran dragón, la serpiente antigua, que se llama diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra, y sus ángeles fueron arrojados con él. 10 Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder, y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Dios día y noche.  11 Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte. 12 Por lo cual alegraos, cielos, y los que moráis en ellos. !!Ay de los moradores de la tierra y del mar! porque el diablo ha descendido a vosotros con gran ira, sabiendo que tiene poco tiempo.  13 Y cuando vio el dragón que había sido arrojado a la tierra, persiguió a la mujer que había dado a luz al hijo varón.  14 Y se le dieron a la mujer las dos alas de la gran águila, para que volase de delante de la serpiente al desierto, a su lugar, donde es sustentada por un tiempo, y tiempos, y la mitad de un tiempo. 15 Y la serpiente arrojó de su boca, tras la mujer, agua como un río, para que fuese arrastrada por el río. 16 Pero la tierra ayudó a la mujer, pues la tierra abrió su boca y tragó el río que el dragón había echado de su boca. 17 Entonces el dragón se llenó de ira contra la mujer; y se fue a hacer guerra contra el resto de la descendencia de ella, los que guardan los mandamientos de Dios y tienen el testimonio de Jesucristo.” Apocalipsis 12: 1-17

Ahora les pregunto. del contexto de este pasaje, quién es la mujer que da a luz a Cristo? Es acaso María? La respuesta es no. Porqué? Vean que ésta mujer es protegida por Dios en el desierto por mil doscientos sesenta días (tiempo, tiempos, y la mitad de un tiempo). A qué se refiere esto? Bueno si vemos el capítulo 11, entonces nos daremos cuenta que se trata de el tiempo que paqsaría entre la primera y la segunda venida de Cristo. Entonces, si somos consistentes, es la mujer que da a luz a Cristo, María? No. Se trata de la iglesia, o el pueblo de Dios, Israel. Es a través de esta mujer que viene el redentor a la tierra, no a través de María. Cierto que María es parte de esa mujer, pero el contexto nos deja ver que no se está a refiriendo a una mujer real, sino a una simbólica, la iglesia.

En Lucas, leemos que el ángel le dice a María, “!!Salve, muy favorecida! El Señor es contigo; bendita tú entre las mujeres.” De este pasaje no podemos interpretar que María no tenía pecado. Los católicos tienen que incluír sus presuposiciones en e texto para que sus doctrinas tengan sentido. Ese es el verdadero peligro! Eso es lo típico en los romanistas, quienes tienen que decir cosas que no se encuentran en la Biblia. Cómo se salen con la suya? Pues con otras doctrinas como al infalibilidad papal, o la tradición de la iglesia, etc. Lo cierto es que en la Biblia no hay nada que hable acerca de la concepción sin mancha de María, sino, por el contrario, la admisión de María de su necesidad de un Salvador.

En fin, no es mi idea hacer toda una disertación en contra de las doctrinas de la iglesia católica, sino quería enfatizar el peligro espiritual de no leer la Biblia de la manera correcta, haciéndo exégesis y no eiségesis, o dejando que la Biblia se explique antes que meter nuestras presuposiciones en el texto bíblico. Recordemos en este día las palabras de María,

“46 Engrandece mi alma al Señor; 47 Y mi espíritu se regocija en Dios mi Salvador. 48 Porque ha mirado la bajeza de su sierva; Pues he aquí, desde ahora me dirán bienaventurada todas las generaciones. 49 Porque me ha hecho grandes cosas el Poderoso; Santo es su nombre, 50 Y su misericordia es de generación en generación A los que le temen. 51 Hizo proezas con su brazo; Esparció a los soberbios en el pensamiento de sus corazones. 52 Quitó de los tronos a los poderosos, Y exaltó a los humildes. 53 A los hambrientos colmó de bienes, Y a los ricos envió vacíos. 54 Socorrió a Israel su siervo,  Acordándose de la misericordia 55 De la cual habló a nuestros padres,  Para con Abraham y su descendencia para siempre.” Lucas 1: 46-55

María era una pecadora tanto como nosotros. En pecado fue concebida al igual que David (Salmo 51: 5), y por ello necesitaba de un Salvador, Cristo. Fue María sin pecado? La respuesta es sí, pero luego de la muerte de Cristo. Cómo? Por fé en Cristo, al igual que Abraham, David, y todos nosotros. María no es co-redentora, sino que es una santa, no por su nacimiento, o por sus obras, sino por la perfecta obra de Jesucristo. Recordemos esto siempre, y oremos para que Dios lleve Su verdad a todos los católicos en este día.

Anuncios
2 comentarios leave one →
  1. diciembre 8, 2008 6:54 pm

    y entre tu simiente y la simiente suya; ésta te herirá en la cabeza, y tú le h…

    Un inciso en contra de las tesis católicas, en hebreo, el “ésta” se refiere a “simiente” y no a “mujer”…

  2. Jaime Ossa permalink
    diciembre 8, 2008 8:08 pm

    Saludos en Jesucristo amados consiervos,
    muy claro el comentario y sencilla apologia transparente.
    Que bueno aprender de ustedes me edifica mucho.
    ¡ felisitacitaciones!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: