Saltar al contenido

Contradicciones (Parte 2): Islam

enero 14, 2007

 

 

Pero hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos maestros, que introducirán encubiertamente herejías destructoras, y aún negarán al Señor que los rescató, atrayendo sobre sí mismos destrucción repentina. Y muchos seguirán sus disoluciones, por causa de los cuales el camino de la verdad será blasfemado…” 2 Pedro 2:1-2

Este es un tema, que debe ser tratado con mucho cuidado, pero siempre apegado a la verdad. Es Allah el mismo Dios que alabamos los cristianos? Como podemos leer en el pasaje introductorio, Dios nos dice que desde que murió Jesús, existían falsos maestros y continuarán existiendo; y cuyo único fin será, blasfemar el camino de la verdad. Si leemos Juan 14:6, ese camino es Jesús. Dios nos dice que muchos seguirán a esos falsos maestros, y lo único que conseguirán es destrucción.

Esta entrada se basa en comentarios que he escuchado y que hasta yo mismo creía. He escuchado a muchas personas decir que los musulmanes adoran al mismo Dios, solo que le dan otro nombre; ó que el Qu’ran menciona a Moisés, Abraham, Job, Jonás, y otros profetas, lo cual es cierto. He leído hasta personas que dicen que el Qu’ran habla con una gran estima acerca de Jesús. Lo importante, creo, es investigar. No podemos creer lo que escuchamos, debemos leer lo que verdaderamente se dice en el texto musulmán y su historia, para entonces poder analizar si Allah es un verdadero dios, y si lo que Mohammed habló, fue verdaderamente inspirado por Dios.

Ahora, por lo que he investigado en los últimos días, deseo darles este mensaje: El Allah del islam NO es el mismo Dios al que alabamos los cristianos, como se oye decir a mucha gente. No nos dejemos engañar. Veamos un poco de la historia del islam y su profeta.

Mohammed nació en Medina, una ciudad de Arabia Saudita en el año 570 d.C. Creció en una de las tribus árabes (Quraysh), como un mercader. El nombre de su padre era Abd Allah. Se establecieron en una ciudad al norte de Mecca, la cual era muy próspera, y se creía era por un altar, conocido hoy como Ka’aba, y donde se encontraban ídolos de múltiples dioses. Estos diferentes dioses, representaban a cada una de las tribus árabes del momento y eran adorados por los descendientes de cada familia.

A corta edad quedó huérfano y fue protegido por su tío Hashim, quien era el jefe de la tribu más poderosa de Mecca. Se hizo conocido como buen mercader y atrajo la proposición de matrimonio de Khadijah, quien era una viuda de 40 años. Con esta mujer engendró 6 hijos.

A sus 40 años (610 d.C) mientras dormía, tuvo una visiones, que le decían: Recita! Recita! Recita! Esto lo asustó mucho y regresó a su casa donde su esposa y su prima, la cual era cristiana, le hacen creer que las visiones eran del ángel Gabriel. Fue entonces que creyó ser un profeta e inició a pregonar sus visiones. Fue esto lo que le hizo pensar que era un mensajero de Allah. Según él, era el último de 7 mensajeros (Abraham, Moisés, Jesús) y sobre quién Allah le responsabilizaba transcribir el último y más importante mensaje a la humanidad (leer más).

Impulsó una religión monoteista, en donde tomó como su dios, al ídolo de la casa de su padre, Abd Allah. Debido a esto se desarrollaron múltiples revueltas en el mundo árabe, ya que estaba desacreditando los dioses de las otras familias, por lo que fue expulsado de Mecca. Fue entonces cuando él y sus colaboradores llegaron a Etiopía. Luego, después de varios años, cuando era seguro, volvió a Medina. Después de múltiples enfrentamientos, entre Mecca y Medina, decidió junto a sus hombres, hacer guerra y tomar Mecca, lo cual logró, con sanguinarios enfrentamientos.

Durante este período, mantenía las visiones, las cuales eran memorizadas por diferentes personas, para que el registro no se perdiera. Debido a que muchos de los versos indujeron rebeliones, y levantaron a muchos árabes para matarle, él se justificó diciendo que parte de los versos habían sido inspirados por Satanás, lo cual apacentó un poco los animos de las demás tribus.

Mohammed era un líder político y militar, y después de su muerte (632 d.C), hubo muchas disputas entre los diferentes clanes árabes para evaluar quién sería el sustituto de Mohammed. Después de discusiones, se eligió a Abu Bakr, el suegro y padre de una de las esposas más queridas de Mohammed. El período de Abu Bakr se caracterizó por múltiples revueltas, y lo que en el mundo musulmán se conoce como la Apostasía (al-Ridda). Cuando este hombre murió, heredó su puesto a su Umar quién continuó con las guerras para conquistar más tierras.

Cuando se acercaba la muerte de Umar, dejó la escogencia de su sucesor a seis hombres, que estaban dudosos entre Otomán y Ali. Al final escogieron a Otomán, quién era un ferve creyente en la expansión de su imperio por la fuerza y al final fue asesinado por los mismos musulmanes. Durante su reinado, se produjo el primer cisma del islam, lo cual dividió aún más a los musulmanes (leer más).

Fue durante su reinado que se canonizó el Qu’ran, ya que la forma en que se registraban las visiones de Mohammed, era de forma oral (memorizadas por diversos hombres cercanos a él), en el año 650 d.C. Muchos historiadores han expresado que esa fue la razón del porque el Qu’ran sufrió alteraciones, y creen que Mohammed conocía el texto cristiano y judío, pues en él menciona además de los profetas anteriormente mencionados, a otros como: Jonás, Juan el Bautista, Job, Elías, Salomón, Aaron, Zacarías, etc (leer más).

El Qu’ran (Koran), que significa “recitación”, es el texto en que basan sus creencias religiosas, las cuales les dicen que Allah, a través de profetas como Moisés, Abraham, Ismael, Jesús, envió sus enseñanzas a la humanidad, pero que estos profetas no recopilaron completamente sus enseñanzas, lo cual llevó a que la humanidad malinterpretara sus palabras. Creen que solamente en árabe debe ser leído para poder entender verdaderamente lo que Allah quiere decir. Fue por eso que eligió a Mohammed para que recopilará la verdadera palabra de Allah.

El Koran se divide en 114 Surahs (capítulos) y 6666 versos, los cuales no tienen un orden específico y hablan de diversos temas. Durante esta entrada vamos a comentar solamente algunos de ellos. Si desean pueden revisar el texto en el siguiente link.

1. Surah 96: Dice que Allah creó al hombre a partir de sangre coagulada. Que es omnipresente y omnisciente y exhorta a que sus seguidores se alejen de los pecadores.(leer más)

2. Surah 74: Dice que aquellos que no oran serán enviados al infierno y que si el hombre se somete a Allah, talvez podría ser perdonado, pues depende de Allah perdonar o castigar. (leer más)

3. Surah 107: Los que se someten a una vida de caridad y servicio podrán ser salvos.(leer más)

4. Surah 9: Cuando pasen los mese de reposo, deberán salir a asesinar a los paganos y a los que no siguen su enseñanza, con cualquier estrategia de guerra; pero si se arrepienten y le adoran, entonces serán perdonados. (Leer más)

5. Mohammed rechazaba la idea de Jesús, a quien llamaba Isa, como Dios. Pregonaba que era nacido de Myriam, quien era la reencarnación de Myriam la hermana de Aaron (hermano de Moisés). Enseñaba que Jesús era otro judío más, que profetizaba las palabras de Allah, pues solo hay un Dios; negando la Trinidad. Enseñó que Jesús fue elevado a los cielos, y que no fue crucificado. Creen que Dios engaño a la gente e hizo que Judas se pareciera a Jesús, para que Judas fuera la persona a quien crucificaron, pues Allah protegió a Jesús de la muerte (Surah 4).

6. El Qu’ran enseña que aquel que hace buenas obras podría entrar en el cielo, pero nadie tiene seguridad de eso, pues depende de Allah. Solamente aquellos que son martires por él, tienen el cielo asegurado.

7. Además los hombres que llegan al cielo como mártires, serán recompensados con 72 vírgenes y vino para su placer. No es que el licor les es prohibido en la tierra? Irán al cielo a tener el placer sexual que les fue privado en la tierra? (Surah 3: 157-158)

8. Muchos de los versos tienen tantas incongruencias, como por ejemlo aceptar la adoración de otros dioses, entre ellos los versos acerca de las tres diosas ( Al-Lat, Al-Manat, and Al-Uzza), que eran los nombres de las hijas de otro dios venerado por uno de los clanes árabes, e indicaba a sus seguidores que las debían adorar. Esto es conocido en el mundo musulmán como el incidente Gharaniq. Cuando Mohammed fue enfrentado por sus discípulos, los cuales amenazaban con matarle, dijo que fueron inspirados por Satanás. Aclaró al resto de los clanes árabes, que fue el diablo quién lo engañó, haciéndole pensar que eran palabras de Allah. Si los musulmanes creen esta historia, entonces, que otros versos fueron inspirados por Satanás? (Surah 53: 19-20).

9. El Qu’ran confunde tantas historias bíblicas, como ejemplo les doy este del Surah 19: 16-34, en donde narra la historia de María, quién es la reencarnación de Myriam (hermana de Aaron), quién según Mohammed era soltera y un día se presentó embarazada a su familia. Luego el recién nacido Jesús habla y les dice a los presentes que para Allah no hay nada imposible.

10. Le pide a sus seguidores que no tengan amistad con judíos y cristianos, a quienes llama “los del libro” y “no-creyentes” respectivamente, pues son transgresores del Qu’ran. (Surah 5).

Ahora, podemos comparar la Biblia con el Qu’ran? La respuesta es NO. La Biblia es un texto perfecto. Ha sido protegida de ser alterada por miles de años. Moisés, quién vivió casi 2000 años antes de Cristo, escribió los primeros cinco libros, los cuales no han sido alterados. El Nuevo Testamento, que fue escrito hasta unos 70 a 95 años después de la muerte de Jesús, fue escrito en griego y es increíble saber que el texto ha sido preservado, a pesar de haber sido traducido en cientos de lenguas.

El Qu’ran, que fue escrito hace casi 1400 años, está lleno de incongruencias. Mohammed mismo, dijo que habían versos que fueron inspirados por Satanás. Habla de Allah, a quien lo describe como un dios caprichoso, pues salva a quien quiere y cuando así lo quiere. Lo describe como un dios rencoroso y cruel, quien manda a masacrar a aquellos que no creen o no desean seguir el islam. Es fácil ver porque muchos musulmanes desean morir peleando, o en lo que ellos llaman “la causa de Allah”; verán el paraíso, pues son considerados mártires. En una religión en donde ninguno de sus seguidores tienen segura la salvación (dios caprichoso), por más obras buenas que hagan en nombre de Allah, es fácil entender porque muchos se sacrifican para ser mártires y así llegar al cielo.

Si Allah hubiera sido el mismo Dios nuestro, entonces no le hubiera dado a Mohammed la verdadera genealogía del pueblo de Israel? Mohammed hizo muchos errores históricos cuando hablaba de los profetas. Confundía a Zacarías el profeta, con el padre de Juan el Bautista. Cometió errores al describir que María era la reencarnación de Myriam; que Dios escogió a la descendencia de Ismael en lugar de la de Isaac, como su pueblo.

Esto lo podemos leer nosotros en el libro que ha sido protegido verdaderamente por la mano de Dios, la Biblia. Leemos en Génesis 17:18-21, cuando Abraham le pide a Dios que bendiga a Ismael, su primogénito, e hijo de la esclava de su esposa, pero Dios le dice que lo bendecirá, pero su pacto será con Isaac, para darle la tierra prometida a su descendencia.

Y dijo Abraham a Dios: Ojalá Ismael viva delante de ti, Respondió Dios: Ciertamente Sara tu mujer te dará a luz un hijo, y llamarás su nombre Isaac; y confirmaré mi pacto con él como pacto perpetuo para sus descendientes después de él. Y en cuanto a Ismael, también te he oído; he aquí que le bendeciré, y le haré fructificar y multiplicar mucho en gran manera; doce príncipes engendrará, y haré de él una gran nación. Mas yo estableceré mi pacto con Isaac, el que Sara te dará a luz por este tiempo el año que viene.

Debemos tener cuidado, esto porque el diablo actúa de una manera audaz. El diablo jamás se nos presentaría diciendo que es un engañador y que lo único que busca es nuestra perdición. Todo lo hace de manera muy sutil. La palabra de Dios nos dice en 2 Corintios 11:14:

“Porque éstos son falsos apóstoles, obreros fraudulentos, que se disfrazan como apóstoles de Cristo. Y no es maravilla, porque el mismo Satanás se disfraza como ángel de luz. Así que, no es extraño si también sus ministros se disfrazan como ministros de justicia; cuyo fin será conforme a sus obras.”

Lo que quiero decir es que el Qu’ran menciona a Jesús y lo pone como un profeta a quien utilizó Allah para llevar su mensaje. Muchos creen que Mohammed habló de Jesús con mucha estima, pero como dije anteriormente, el diablo es astuto, y a través de esta este hombre metió en el mundo la blasfemia más grande: dijo que Jesús NO murió. Esto podría sonar muy bondadoso, pero es lo que Satanás quiere que la humanidad crea. Jesús fue perfecto, de hecho, fue el único hombre que nunca pecó. Fue así como derrotó al diablo. Además, el propósito de Cristo en la tierra era nacer, predicar Su palabra, y lo primordial, morir por nosotros.

Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira. Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida.“Romanos 5: 8-10”Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Pues mucho más, estando ya justificados en su sangre, por él seremos salvos de la ira. Porque si siendo enemigos, fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, estando reconciliados, seremos salvos por su vida.” Romanos 5: 8-10

Esa es la forma como nos amó Dios. Somos pecadores y la única manera de que pudieramos ser salvos era que muriera un ser perfecto, y ese fue Jesús, el Hijo de Dios.

Respondió Jesús: Si yo me glorifico a mí mismo, mi gloria nada es; mi Padre es el que me glorifica, el que vosotros decís que es vuestro Dios. Pero vosotros no le conocéis; mas yo le conozco, y si dijere que no le conozco, sería mentiroso como vosotros; pero le conozco, y guardo su palabra.” Juan 8:54-55

Debemos tener muy claro quién es Jesús. Muchos creen en Dios, pero no creen en la Trinidad. Si así hacen, niegan la deidad de Cristo. Y, es Él, Dios. Junto al Padre y al Espíritu Santo, reina sobre nosotros desde el principio y por siempre. Leamos el siguiente pasaje:

El es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación. Porque en él fueron creadas todas las cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles; sean tronos, sean dominios, sean principados, sean potestades; todo fue creado por medio de él y para él. Y él es antes de todas las cosas, y todas las cosas en él subsisten; y él es la cabeza del cuerpo que es la iglesia, él que es el principio, el primogénito de entre los muertos, para que en todo tenga la preeminencia; por cuanto agradó al Padre que en él habitase toda plenitud, y por medio de él reconciliar consigo todas las cosas, así las que están en la tierra como las que están en los cielos, haciendo la paz mediante la sangre de su cruz.” Colosenses 1: 15-20

Podemos entender la importancia de este pasaje? Dios nos está diciendo que Jesús y Jehová son el mismo Dios. Que Cristo estaba antes de todo lo que conocemos, y que todo fue creado para Él, para que gobernara sobre la creación. Jesús nos reconcilió con Jehová, porque nuestro pecado sobrepasó la ira de Dios, y eso es lo único que merecemos. Pero Dios nos amó tanto, y es misericordioso, y por ello Jesús vino a la tierra a morir, para ofrecerse como sacrificio, y que a través de Él fueramos salvos.Sin Cristo, nuestro Señor, no podemos ver el paraíso; ni regocijarnos en la presencia de Dios. Sin Él estamos perdidos, condenados a una vida donde no existe Dios. Y el único lugar tan terrible, en donde no habita Dios es el infierno.

Recuerden el pasaje que introduce esta entrada: El camino de la verdad será blasfemado. Jesús, quien es el camino de la verdad es blasfemado en el Qu’ran. Allah NO es Dios. Sólo hay un Dios y ese es Jehová. Cualquiera que hable la verdad, dirá que Jesús es el camino de la salvación, y el Hijo de Dios. El islam es una religión, y como todas las religiones fue hecha por un hombre y por ello es imperfecta. Jesús no vino a crear religiones, vino a crear una sola Iglesia, la cual estuviera fundada sobre esa roca preciada que es Cristo.Los que aceptamos la verdad, aceptamos a Cristo como el único camino hacia la salvación. Una vez en el cielo, nuestro premio será convivir en la presencia de Dios, para alabarle por los siglos de los siglos. El cielo no es un lugar en donde nuestros placeres personales serán satisfechos, no hay mejor premio para los que guardan la verdad que vivir la eternidad alabando a Dios.

Nuestro Dios es misericordioso, no caprichoso como el tal Allah, quien decide quien se salva y quien se condenará. Dios nos amó tanto que envió a su Hijo a que muriera en la cruz por nuestros pecados, y esa salvación depende enteramente de nosotros. Si aceptamos a Jesús como nuestro salvador, seremos salvos, si no lo hacemos seremos condenados, así de simple. Cristo vino a abrogar la ley. Las obras no nos darán la salvación.

Yo no critico a los musulmanes, pues, como yo, son pecadores. Lo que critico es al islam y su libro, lleno de contradicciones y blasfemias. La única forma de saber que la Biblia fue inspirada por el Espíritu de Dios, es entendiendo que a pesar de que hubo grandes hombres a quienes Dios utilizó, siempre se menciona los errores y defectos de ellos, sus pecados contra Jehová. Esto lo hace Dios para que nos sirviera de ejemplo a nosotros. Vemos que el Qu’ran es escrito or un hombre, porque exalta las cualidades de hombres, y todos los frutos que recogerán sus seguidores, son recompensas meramente salidas del corazón de un hombre, mujeres y licor.

Mirad que nadie os engañe por medio de filosofías y huecas sutilezas, según las tradiciones de los hombres, conforme a los rudimentos del mundo, y no según Cristo.” Colosenses 2:8

Espero que puedan leer más acerca de esta falsa doctrina llamada “islam”. Estudien, escudriñen las Escrituras, para que no sean engañados por hombres, cuya única ambición es llevar a los hombres a la destrucción. Satanás es astuto, pero no puede engañar a aquellos que viven con la verdad. Amén.

Si desean leer más sobre este tema, pueden ir a los siguientes links:

Is Islam Internally Consistent?
Where do the 72 Virgins come from?
Divine revelations and satanic verses
The Qur’an is Incomplete and Untrustworthy
The Satanic Verses and the Demonic Text
The Satanic Verses in Qur’an

Anuncios
One Comment leave one →
  1. sandra permalink
    abril 27, 2008 8:49 pm

    Aunque por un momento pareciera una doctrina buena es exelente conocer a profundidad los escritores de los supuestos libros de las diversas doctrinas para entender de donde procede su mente enferma para confundir mentir e imponer mentiras religiosas gracias a DIOS que tenemos dicernimiento y sabiduria en su SANTO ESPIRITU y UN INMENSO AMOR EN JESUCRISTO su hijo amado NUESTRO SEÑOR.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: